Categorías
Economía Solidaria y Feminista REAS Euskadi

“No existen los verbos en abstracto. Ni existen los cuidados separados de un tiempo y un lugar y unas circunstancias económicas, políticas y ecológicas”

Belén Gopegui

La urgencia por transitar hacia una economía para la vida es uno de los terrenos comunes del diálogo entre la Economía Solidaria y la Economía Feminista, un diálogo que nos ha permitido profundizar en nuestras críticas a un orden económico que conjuga capitalismo con heteropatriarcado y racismo.

Necesitamos un cambio estructural para poner el sistema socioeconómico al servicio de la vida. Y aquí los cuidados pueden funcionar como una política que guíe esta necesaria transición a través de dos vías: una reorganización de los trabajos socialmente necesarios y la sustitución de la lógica de lo público-privado por una lógica público-social-comunitaria.

Es urgente impulsar una nueva organización social de los cuidados que afronte la tremenda injusticia en términos de tiempo y calidad de vida que supone para las mujeres la “obligatoriedad del cuidado”. Y que asegure el derecho colectivo al cuidado, su desarrollo en condiciones dignas y a través de la responsabilidad compartida por todo el conjunto de la sociedad.

Imagen de Lili Aldai

Las tareas de cuidado deben dejar de estar familiarizadas, feminizadas y racializadas. No podemos seguir delegando la responsabilidad del cuidado en los sectores más vulnerables de la sociedad. Se trata, pues, de convertir en objetivo político prioritario la democratización de las relaciones sociales, económicas, institucionales y simbólicas que estructuran la organización social del cuidado en nuestra sociedad, tanto en el ámbito privado como en el público.

La administración pública debe garantizar la provisión de aquellos servicios que se determinen como esenciales, ampliándolos en función de nuevas necesidades sociales, garantizando su universalización y accesibilidad, prestándolos desde una perspectiva integral y promoviendo y respondiendo de su calidad. Hay que evitar que empresas que se rigen únicamente por el afán de lucro, por obtener la máxima rentabilidad de todos sus servicios, gestionen una necesidad tan ineludible como es la de los cuidados. Por otro lado, la comunidad debe contar con todas las garantías para poner en marcha políticas emancipadoras en el ámbito de los cuidados, dotadas de recursos públicos.

Desde REAS Euskadi queremos invitar a nuestra base social a participar en las distintas actividades que el movimiento feminista de Euskal Herria ha convocado para este 8M y a continuar construyendo alternativas económicas, sociales y culturales que promuevan esta necesaria transición del modelo de cuidados.

  • BAIONA. 18:00h Plaza del Mercado
  • BILBO. 19:30h Sagrado Corazón
  • DONOSTIA. 19:30h Túnel del Antiguo
  • GASTEIZ. 19:00h Plaza San Antón
  • IRUÑEA. 20:00h Parque de Antoniutti

Más información aquí